Resultados y Fotos de la campaña evangelística

UN ENFOQUE, UN GOLPE, UNA BENDICIÓN.

Había una vez un joven a quien se le había encomendado la tarea de romper una gigantesca roca que estorbaba un camino que se pensaba construir. En el pueblo, todos habían rechazado ese trabajo, debido al descomunal tamaño de aquella piedra.

El primer día, el joven estudio con calma el inmenso peñón, buscando identificar su punto más débil. Tras largo rato, el muchacho tomó un tizón, marco una “X” en uno de los lados de la roca y se dispuso a comenzar la tarea. Sabía que aquella labor no sería trabajo de uno o dos días o tan siquiera de un par de semanas. Sin embargo, lejos de desanimarlo el gran reto que aquella tarea suponía, pareció motivarlo a empezar prontamente y con mayor empeño su trabajo.

Día tras día el joven venía con su mazo y le propinaba cientos de golpes a la gigantesca roca, asegurándose de concentrar todo su esfuerzo en el punto que había marcado desde un principio. Y pese a que nada parecía estar sucediendo, ni se advertía progreso alguno, su voluntad nunca desfalleció y en ningún momento sucumbió a la tentación de cambiar el punto en el cual había decidido concentrar su esfuerzo.

Después de un par de semanas, su insistencia termino por llamar la atención de los vecinos de la zona. Algunos de ellos comenzaron a darse cita en aquel lugar para observar con burlona impaciencia la terquedad y obstinación del joven. Pero su confianza no flaqueó, aún después de enterarse que quienes lo habían contratado ya habían comenzado a realizar planes alternos ante la evidente imposibilidad de despejar el camino.

Una mañana, como de costumbre, el joven llego temprano a su trabajo, tomó el mazo y se dispuso a reanudar su tarea. No obstante, después de dar el primer golpe, sorprendentemente la roca se partió en dos pedazos ante las miradas atónitas de los presentes. Quienes habían acudido aquella mañana por primera vez, no podían creer que la roca se hubiera partido después de un solo golpe.

Con evidente placer por haber logrado finalmente su cometido, el joven tomo su mazo y partió para informar a su jefe sobre la finalización del trabajo que se le había encomendado.

Esta sencilla historia nos deja varias enseñanzas de enorme trascendencia sobre el asombroso poder de la acción enfocada, la cual es el factor decisivo. ¿Fue el último golpe el que en realidad partió la roca? El último golpe no fue y si fue el que partió la roca. No fue, en el sentido de que ya había una acumulación de cientos de golpes que poco a poco fueron debilitando el interior de la roca. Si fue en el sentido de que si el día anterior el joven hubiese decidido renunciar a su empeño, ante la aparente falta de progreso, nunca hubiese logrado su cometido, ni hubiese descubierto lo cerca que había estado de lograr su propósito.

¿Cuáles son los factores que le permitieron al joven lograr tan asombrosa hazaña? Muchas personas contestaran que el optimismo, el ánimo y la persistencia del joven. Sin embargo, un factor que con frecuencia se nos escapa tiene que ver con la decisión del joven de concentrar todo su esfuerzo y su energía en un mismo punto, y de no perder el enfoque hasta lograr su cometido. Porque es muy probable que su tenacidad y paciencia no hubiesen dado los mismos resultados si ante la aparente falta de progreso él hubiese comenzado a golpear la roca por todos lados. Pero él enfocó su esfuerzo en un solo lugar y el poder de la acción enfocada y constante se encargo de devolverle los resultados que buscaba.

La iglesia de Zambrano ha estado enfocado en estos últimos meses en un solo punto: el cumplimiento de la Misión. Cuando estamos enfocados en la tarea encomendada de la gran comisión, hay unidad, animo, aliento, fe, crecimiento en todos los aspectos. Hemos aprendido que cuando se trabaja en equipo con humildad y con el propósito de glorificar a Dios, hay frutos y bendición.

Del día 15 al 22 de Mayo celebramos la campaña cumbre de nuestro esfuerzo evangelístico como distrito. Teniendo como Evangelista al Ptr Cesar Cárdenas procedente de Colombia. Dicha campaña se llevo a cabo en el Salón Mutualista de Montemorelos, teniendo una asistencia por noche de aproximadamente 1000 personas, de las cuales asistían cada noche alrededor de 180 visitas.

Como iglesia teníamos la meta a principios de año de bautizar 100 almas en la etapa Evangelística de Enero a Mayo, Dios ha bendecido mucho más los esfuerzos de su iglesia. Solo en la semana de conferencias en el Salón Mutualista se bautizaron mas de 100 personas. y al terminar esta etapa Evangelística Enero – Mayo del 2010, hemos bautizado 130 personas y decimos Alabado sea el Señor.

Fue una semana llena de emociones, de llamados, de oraciones que ascendían a los cielos, dias de entrega, de arrepentimiento y renovación espiritual.

Como iglesia y distrito de Zambrano damos gracias a Dios porque su Espíritu se movió de una manera maravillosa tocando cada noche corazones. Como bien lo expresa el pastor Jorge Peña refiriéndose al sábado 22 de mayo en el cierre de la campaña cuando había una larga fila para bautizar “parecía que estábamos viviendo en la época del Nuevo Testamento” Amen y Amen y gloria solo para quien la merece, Jesucristo.

Sigamos “unidos por Él” trabajando con dedicación y paciencia para que muchos otros lleguen a los pies del Señor.

Ptr. Jorge Peña

1 comentario
  1. Un aporte para nuestra Iglesia
    trabajo en un proyecto para la evangelización por medio de un buscador personalizado Google que llama http://www.goomanias.com/; del cual espero sus recomendaciones y comentarios para mejorarlo en él he incluido varios canales de tv adventistas de primeros entre otros con el fin de integrar las comunidades cristianas y algunas emisoras online; en este buscador se puede bloquear la pornografia pensando es pecialmente en nuestros niños; espero este sea un buen aporte para nuestros hermanos.

Responder